LLAMANOS 34 91 535 89 90

Apuntes sobre varietales: La uva carménère.

La uva carménère es una variedad de uva que se considera originaria de la región de Médoc en Burdeos, Francia, donde se cultivaba, hoy es la variedad emblema en Chile, junto con el vino Malbec.

Producción de Vino | 2016-03-10 14:12:00


La carménère se define por sus ápices algodonosos, con hojas nuevas brillantes, de tonos rojizos a anaranjados, y leves reflejos bronce. La hoja adulta es de gran tamaño, con cinco lóbulos bien marcados, mustios, brillantes y orbiculares.

La carménère es una uva muy sensible a plagas, y la afortunada ubicación de las viñas chilenas la protegen de parásitos y hongos que la amenazarían en otras altitudes. Por su tardía maduración y delicadeza, es posible conseguir a menudo carménère que no alcancen el potencial que la cepa ofrece; sin embargo, cuando nos topamos con un gran vino de esta cepa, el resultado es sublime.

La buena noticia es que no hay que buscar solo en los de alta gama para encontrar buen carménère, pero sí estar atento a nuestro paladar y preferir aquellos con notas florales y frutales, que no se inclinen demasiado a vegetales u hortalizas.

Su potencial enológico está en su intenso color, aromas a frutas rojas, tierra húmeda y especias. Si la madurez no es la adecuada, fácilmente se expresan aromas de pimentón verde y rojo, típicos de la variedad. Los vinos son  poco ácidos y generalmente están muy bien considerados en mezclas.

Un buen carménère nos ofrece destellos violáceos y fuerza en sus tonalidades; aromas y sabores de frambuesa, zarzamora, fresa, grosellas, canela, café, chocolate y especias; acompañados de taninos moderados y elegantes, más dóciles que los de un cabernet sauvignon.

 

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...