LLAMANOS 34 91 535 89 90

Carácter gallego: los vinos de las Rias Baixas.

Los viñedos ocupan una superficie de alrededor de 2.700 hectáreas, que pertenecen a 180 bodegas. Esta denominación es la mayor productora gallega, ya que 55 de sus bodegas producen más de 25.000 litros y unas veinte superan los 75.000. La producción total supera los 10 millones de litros.

Cultura del Vino | 2015-06-30 17:02:34


La zona geográfica de la D.O. Rías Baixas comprende territorios donde tradicionalmente, y desde tiempo inmemorial, se producen vinos de calidad en la provincia de Pontevedra y en el límite de ésta con la provincia de A Coruña. Dicha área se distribuye en cinco subzonas perfectamente individualizadas: Val do Salnés, Condado do Tea, O Rosal, Soutomaior y Ribeira do Ulla, donde se elaboran mayoritariamente vinos blancos, con base en la variedad Albariño.

Originaria de climas húmedos y con poca insolación, se especulaba con que la uva Albariño(las más utilizada en la producción de esta DO) fuese importada desde la cuenca del Rin por monjes del Monasterio de Armenteira pertenecientes a la Orden del Císter en el siglo XII. Esa teoría ha sido prácticamente descartada, e incluso hubo quien opinara dada la cantidad de clones distintos que había de la variedad albariña que el camino de las cepas fuel el contrario, de Galicia a Alemania. Hoy en día exámenes genéticos descartan cualquiera de las dos teorías.

Por su clima, próximo al límite del cultivo de la vid, la Denominación de Origen Rías Baixas está plenamente integrada en la gran región atlántica dando lugar, por lo tanto, a vinos que la literatura especializada clasifica como atlánticos.

La Ruta del Vino Rías Baixas, se sitúa en un marco incomparable, en su viaje, el visitante puede disfrutar además de sus excepcionales playas, naturaleza, marismas, parajes rurales, zonas de viñedo, vinos y otros productos agroalimentarios de calidad, así como de su importante y rico patrimonio cultural e histórico.

Características

Los vinos monovarietales de Albariño tienen un color amarillo-pajizo, brillante, con irisaciones doradas y verdes. En la nariz poseen aromas florales y frutales finos y distinguidos, que impresionan agradablemente, de intensidad media y de duración medio-larga. En la boca son frescos y suaves, con suficiente cuerpo y grado alcohólico, acidez equilibrada, armoniosos y con amplios matices. Su retrogusto es placentero, elegante y completo.

Los vinos Rosal y Condado están personalizados por llevar en su composición las castas loureira y treixadura, respectivamente. Son vinos de intensos aromas con ligera acidez, y en la boca, plenos, agradables y atractivos.

Por sus características, estos vinos armonizan a la perfección con el pescado, con los sabores yodados de los mariscos y con las últimas creaciones de la cocina del mar. Son vinos de todas horas, ideales para ser paladeados sorbo a sorbo en los momentos alborozados del aperitivo o bien formando parte de la más refinada liturgia gastronómica.

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...