LLAMANOS 34 91 535 89 90

Dos catadores de la Guía Peñín evalúan 215 marcas de la denominación de origen Rías Baixas.

Ambos expertos destacan el “progresivo incremento en la calidad” de los vinos amparados, si bien esta añada se caracteriza por “una mayor acidez, debido a las condiciones climatológicas de 2014”.

Denominaciones | 2015-06-19 09:13:31


Pontevedra, 18 de junio de 2015. Un total de 215 marcas de Rías Baixas, ocho más que el pasado año, han sido valoradas entre ayer por la tarde y hoy por la mañana por el responsable editorial y de equipo de la Guía Peñín, Javier Luengo, y por el catador Pablo Vecilla. Ambos se desplazaron hasta la sede del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Rías Baixas para probar los vinos de la añada 2014 e incluirlos en la próxima edición de la Guía Peñín de los Vinos de España, que se publicará en el mes de octubre.

En dicha cata se han sumado marcas de todas las tipologías de la Denominación de Origen Rías Baixas: desde monovarietales hasta vinos en barrica, pasando por los coupage como son los elaborados con variedades de uva específicas de cada subzona. Del total de vinos catados, “aproximadamente el 68% pertenecen a la añada 2014, mientras que los restantes son de 2013, 2012, 2011 e incluso unos pocos de 2010”, indicó Javier Luengo.

A nivel general ambos expertos coincidieron a la hora de asegurar que “la calidad de los Rías Baixas sigue en progresivo aumento” con el paso de los años. Con respecto a la añada 2014 se encontraron “con vinos representativos en los que en una cata a ciegas puedes acertar la zona y la variedad”, afirmó Luengo. Sin embargo, “en general, hay una acidez bastante elevada, que se debe a las condiciones climatológicas del pasado año, caracterizado por muchas lluvias”, concretó el responsable editorial de la Guía Peñín.

Aún así, aseveró que “hemos encontrado numerosas marcas que nos han sorprendido mucho”, destacando especialmente aquellos “blancos trabajados sobre lías”. En este sentido, ambos expertos alabaron que las bodegas apuesten por este tipo de productos, ya que “estos vinos pueden consumirse en años posteriores porque ganan complejidad en botella”. Esta característica se podría trasladar a gran parte de los Rías Baixas, ya que esa acidez se puede ir perdiendo con el paso del tiempo.

Especial mención realizaron ambos catadores al incremento en el número de espumosos amparados por la denominación de origen. “Ofrecen una nueva perspectiva a los consumidores”, concluyó Luengo.

La Guía Peñín recoge 11.000 vinos

La Guía Peñín es una de las publicaciones de de referencia para los vinos españoles a nivel nacional e internacional. La primera edición de la Guía de Vinos y Bodegas de España, de 1990, incluía unos 4.000 vinos catados de unas 1.200 bodegas españolas, en una época en la que sólo existían 39 denominaciones de origen reconocidas. En la actualidad, “esta guía recoge 11.000 vinos, siendo la más completa de todo el país”, afirmó Javier Luengo. Posee una tirada anual de unos 15.000 ejemplares.

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...