LLAMANOS 34 91 535 89 90

El tradicional vino de Madeira

El madeira se considera un vino fortificado procedente de las Islas Madeira de Portugal, este vino es famoso tanto por su uso como bebida como por su uso en la cocina para elaborar diversos platos de la cocina portuguesa.

Producción de Vino | 2015-01-22 18:39:33


 

 

La elaboración de los vinos de Madeira se remonta a 500 años de antigüedad, cuyas primeras viñas fueron introducidas por los ingleses durante la colonización.

Su desarrollo comenzó gracias al rico suelo volcánico, el clima benigno y una amplia variedad de cepas traídas de muchos lugares del mundo. Una de las primeras fue la variedad malvasía cándida de la Venecia del siglo XIII, algo muy lógico, ya que esta nación dominaba el mercado del Mediterráneo y operaba por toda Europa. En el siglo XV empezó el cultivo de la uva malvasía de Madeira junto con otras variedades, que pronto se volvieron muy productivas y reconocidas.

El proceso de maduración del vino de Madeira fue descubierto por casualidad: la dureza de las travesías, las brisas marinas y particularmente el calor en los barcos durante los viajes por los trópicos desarrollaron diferentes sabores en el vino, confiriéndole más cuerpo. Se dice que en los viajes más largos del siglo XVI, se reforzaba hasta con un 20% de alcohol para que soportase las condiciones del mar. Sin embargo, el constante balanceo del barco y el paso por el ecuador (que lo calentaba como si se tratara de una sauna) aceleraban su maduración. De hecho, los largos viajes fueron la práctica común para otorgarle sus características, hasta que en 1794 se aplicara la ciencia al proceso.

Actualmente la isla cuenta con una superficie de 2.500 hectáreas destinadas a viñedos, que producen los vinos que hoy son mundialmente famosos.

Las tierras que rodean Câmara de Lobos constituyen la principal región vinícola de la isla, de la que se extrae el reconocido vino Madeira

Se trata de un paisaje único y caracterizado por la orografía accidentada del relieve. Las condiciones del suelo (origen volcánico) y la influencia del mar, confieren al vino unas características excepcionales. Las vides se plantan a modo de terrazas en las laderas de las altas montañas.

Elaboración

Los vinos de Madeira deben sus espléndidas características a un método denominado ‘’estufagem’’ o calentamiento de estufa, que consiste en calentar de forma artificial los caldos. Con este sistema se consigue un doble efecto: por un lado el vino se conserva mejor y durante más tiempo y por otro, el calor carameliza el azúcar del mosto y otorga al vino un agradable aroma tostado.

Las variedades de uva más destacadas, cultivadas en el sur de la isla y en Porto Santo, son:

Sercial: El vino de la casta Sercial se elabora con uvas blancas de las plantaciones situadas en altitudes superiores a los 800 metros. Se recomienda como aperitivo.

Verdelho: El Verdelho se elabora con uvas blancas cultivadas entre los 400 y 600m. de altitud. Es ideal para acompañar las comidas por su sabor seco y delicado.

Bual o Boal: El Boal es un vino suave, medio dulce que se aconseja tomar con asados y postres.

Malvasía: La casta Malvasia, originaria de Grecia, se planta en terrenos inferiores a 300m. Produce un vino dulce, con cuerpo y de color rojo-acastañado, con un perfume intenso.

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...