LLAMANOS 34 91 535 89 90

¿En qué tipos de terrenos o terruños debe crecer la Vid para producir buen vino?

La vid puede crecer en numerosos tipos de terruño, pero solo da lo mejor de sí misma en ciertos terruños. Desde la más remota antigüedad, todos los viticultores han podido constatar que aprecia los suelos pobres, los que, justamente, no sirven para los demás cultivos.

Cultura del Vino | 2014-07-23 16:52:28


El terruño ideal es sin duda una cuestión relativa, pero todos deben de poseer unas ciertas características.

  • El suelo no debe de ser muy rico para que la vid no sea demasiado vigorosa y la uva demasiado madura. Por  su naturaleza el terruño debe aportar al vino caracteres organolépticos.
  • La textura del suelo no es decisiva, pero su estructura debe permitir una porosidad elevada a fin de evitar estancamientos de agua a nivel de las raíces.
  • La topografía es también un papel esencial, las colinas y tierras elevadas  garantizan una buena insolación y aseguran un drenaje natural del suelo.

Los suelos para el cultivo de la vid pueden ser de diferentes tipos y cada uno de ellos aporta distintos matices al vino

  • Suelos Arcillosos: Se elaboran vino pastosos, muy pigmentados, tánicos y alcohólicos
  • Suelos Calizos: Vinos más aromáticos y elegantes, con “savia” (aroma de boca y persistencia.
  • Suelos Ferrosos: A los vinos tintos les aporta color
  • Suelos de Sílice: Da fruto a vinos ligeros de poca graduación y finura
  • Suelos Arenosos: Vinos finos con poco cuerpo.

Un suelo ideal para el cultivo de la vid es aquel que está compuesto por un 30% de Arcilla y un 30% de Caliza.

Deberán de tenerse en cuenta los principales nutrientes del suelo que son el Nitrógeno, Fósforo y Potasio “N. P. K.”

  • El Nitrógeno aporta nutrientes a las hojas pero un exceso produce corrimiento.
  • El Fósforo favorece la fructificación de las raíces de la vid y reduce el corrimiento.
  • El Potasio aumenta el contenido de azucares.

Dependiendo del tipo de suelo se plantará uno de los numerosos  portaingertos  existentes, resistentes a la humedad, la sal, cal viva, determinadas enfermedades etc. Para ello se realiza una selección clonal que puede durar 20 años. Tenemos dos tipos.

H. D. P: Híbridos Productores Directos, cuando los padres son diferentes

Mestizos: mezcla de variedades de vitis vinífera.

Las plantaciones de cepas se realizan injertando los clones sobre pies Americanos resistentes a la Filoxera, antiguamente los injertos se realizaban por un sistema denominado “Acodo”  que consistía en enterrar un sarmiento, cortarlo y juntar otro en dirección al exterior para obtener otra vid.

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...