LLAMANOS 34 91 535 89 90

Enoturismo: Ruta del vino de la Garnacha y Campo de Borja.

Campo de Borja es un territorio, un amplia oferta cultural que se da la mano con las múltiples posibilidades que la naturaleza brinda al visitante. El Moncayo, guardián de los viñedos, apreciado por sus setas y hongos, por las aves que lo habitan, por sus brujas, sus leyendas y sus silencios, cautivará al visitante bajo su hechizo mágico.

Rutas del Vino | 2014-08-12 14:11:50


Fotografía: Willtron

Tierra de Leyendas donde escritores, poetas, músicos, etc. han dado lo mejor de sí para dotar a este territorio de una personalidad única y diferente.

El Imperio de la Garnacha tiene casi 8 siglos de edad; los viñedos más antiguos de la D.O. datan de 1145 y de las 5.000 hectáreas de garnacha, más de 2.000 tienen edades comprendidas entre 30 y 50 años. Sus producciones son bajas, pero inmensamente apreciadas enológicamente, por la complejidad.

Estos caldos afrutados y equilibrados acompañan perfectamente al ternasco, a los pimientos y espárragos de las riberas del Canal de Lodosa, a un asado de cabrito moncaíno, a un plato de migas con chorizo y uvas, al pan recién horneado rociado con aceite de empeltre y arbequina o untado con caviar de oliva de la sierra del Moncayo o al queso de oveja de Bureta con miel de Fuendejalón, estructural y aromática que proporcionan a los vinos.

En la zona baja, encontramos garnachas en vaso y en espaldera. Sus vinos son cálidos, potentes y muy aromáticos. La zona media se caracteriza por tener la mayor concentración y densidad de viñedos. Son los suelos de las terrazas del río Huecha, con vinos muy complejos, intensos, estructurados y carnosos. La zona alta de la D.O. corresponde a las estribaciones del Moncayo, con vinos finos, sutiles y elegantes.

¿Qué ofrece esta ruta al visitante?

Combinar la visita a bodegas, las catas y visitas a viñedos con un bello entorno arquitectónico, es un placer para los sentidos. Juderías y torres mudéjares miran al viajero desde las alturas, mientras que las ermitas románicas, las acequias árabes y los poblados de la Edad del Hierro configuran el resto del entorno, todo ello aderezado con garnachas centenarias, que invitan a degustar caldos hechos con mimo. Se trata, en definitiva, de los paisajes de somontano, marco de inspiración de poetas y escritores.

El producto #enoaventúrate permite al viajero descubrir el paisaje vitivinícola mediante actividades de turismo activo maridadas con los mejores caldos de la D.O. Campo de Borja: mushing, equitación, vuelo en globo, marcha nórdica, segway, etc., todo un sinfín de experiencia entre nuestros protagonistas los viñedos.

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...