LLAMANOS 34 91 535 89 90

Estudios del CSIC sobre las variedades de Vid.

En la exposición “La vid, el vino y el CSIC” se hace una reseña a sobre cómo los estudios científicos del CSIC se ocupan de la descripción de las variedades de la vid, la recuperación y conservación.

La vid, el vino y el CSIC | 2015-12-17 12:10:23


La descripción de las variedades de la vid.

Aunque resulta muy complicado, por no decir imposible, dar una cifra exacta acerca del número de variedades de vid en todo el mundo, algunas fuentes citan que puede llegar hasta las 10.000. Griegos y Romanos dejaron ya constancia en sus escritos de las innumerables variedades de vid existentes, de los problemas de sinonimias (una misma variedad de vid recibe nombres diferentes en cada país o en cada región) y homonimias (distintas variedades reciben erróneamente el mismo nombre), de lo complejo que resulta diferenciarlas y de la necesidad de buscar un método de descripción que permita comparar unas con otras de una manera objetiva.

La ciencia que describe y clasifica las variedades de vid es la Ampelografía (del griego , -ampelos, vid y -grafía, descripción). Fue el español Simón de Rojas Clemente, el primero en utilizar este nombre y poner a punto un método científico, utilizando determinados detalles de las hojas, racimos y uvas, su forma, color y tamaño, para describir y diferenciar unas variedades de vid de otras. La moderna ampelografía, incluye además de aquellos, nuevos parámetros botánicos, agronómicos o de resistencia a enfermedades, propuestos por otros autores en épocas posteriores, sumando más de 140 caracteres que permiten describir con total precisión las variedades de vid. Todos ellos conforman la “Lista de Descriptores de la OIV para las variedades y especies de Vitis” (Organización Internacional de la Vid y el Vino, 2009) utilizada por ampelógrafos de todo el mundo, ayudados actualmente por las más sofisticadas técnicas de microscopía, fotografía y análisis de imagen.

En los últimos años del siglo XX, con la aparición de las técnicas de análisis genético, se incorporan a la descripción de las variedades distintos marcadores moleculares (fragmentos de ADN) específicos para la vid, conocidos por sus siglas (AFLP, RAPD, SCAR, RFLP, SSR, SNP, etc.). Los SSRs (comúnmente conocidos como microsatélites), están tan extendidos y aceptados, que 6 de ellos han sido incluidos en la anteriormente citada Lista de Descriptores de la OIV.

Las técnicas moleculares, orientadas a la caracterización e identificación de las variedades de vid, no sustituyen a la ampelografía clásica, pero sí son el complemento perfecto y resuelven muchos problemas y dudas para los que hasta ahora no había respuesta.

Conservación y recuperación.

En el año 1986, primero en el Instituto de Investigaciones Agrobiológicas (IIAG-CSIC) y después en la Misión Biológica de Galicia (MBGCSIC), se inició en el CSIC un trabajo de localización, descripción y conservación de las variedades de vid presentes en el norte-noroeste de la Península Ibérica. Casi treinta años después de iniciar aquel trabajo, algunas de aquellas variedades rescatadas de su extinción por los investigadores del CSIC, han sido introducidas en la Lista Española de Variedades de Interés comercial y están siendo utilizadas en diferentes Denominaciones de Origen para la elaboración de vinos de alta calidad.

Trabajos similares también se han realizado con posterioridad en otras zonas y en otros centros del CSIC, como en la Estación Experimental Aula Dei (EEAD-CSIC), de la mano del Gobierno de Aragón, o en el recientemente creado Instituto de Ciencias de la Vid y del Vino (ICVV-CSIC), que continúa la labor iniciada por la Universidad y el gobierno de La Rioja.

Investigadores de estos tres centros del CSIC (MBG, EEAD e ICVV) han estudiado, descrito, caracterizado e identificado cientos de variedades españolas y extranjeras, tanto a nivel ampelográfico, como agronómico y molecular. En la actualidad, todos ellos participan en un gran proyecto nacional, junto con otras entidades y organismos de investigación, en el que se aborda la caracterización y racionalización de todo el material de vid ya conservado o que se continúa recolectando en toda España.

Localización de variedades.

La vid silvestre, considerada el ancestro de la vid cultivada y un importante recurso para su mejora, es una planta amenazada y figura como tal, desde 1997, en la lista roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza. El Instituto de Recursos Naturales y Agrobiología de Sevilla (IRNAS-CSIC) y más recientemente el ICVV-CSIC, vienen colaborando con la Universidad de Sevilla en la localización e identificación de las poblaciones de vid silvestre existentes en la Península.

Dra. María del Carmen Martínez Rodríguez (carmenmartinez@mbg.csic.es). Grupo de Viticultura Misión Biológica de Galicia (MBG) (2) Dr. José Miguel Martínez-Zapater (zapater@icvv.es). Grupo Vitigen, Instituto de Ciencias de la Vid y del Vino (ICVV) (3) Dra. Yolanda Gogorcena (aoiz@eead.csic.es). Departamento de Pomología, Estación Experimental de Aula Dei (EEAD) (4) Dr. Manuel Cantos (cantos@irnase.csic.es). Grupo de Propagación y Nutrición Vegetal, Instituto de Recursos Naturales y Agrobiología de Sevilla (IRNAS)

Publicación del la exposición: La Vid, El Vino y El CSIC. Comisarios de la exposición: Mª Carmen Martínez y Alfonso Carrascosa.

 

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...