LLAMANOS 34 91 535 89 90

Joyas vitivinícolas. Zona vitícola de Getaria.

Esta zona tiene una Denominación de Origen a la que pertenecían originalmente los municipios vascos de Guetaria, Zarauz y Aya, pero en 2007 la zona de producción fue ampliada a todos los municipios de la provincia de Guipúzcoa.

Cultura del Vino | 2015-09-16 11:14:38


El área de producción se encuentra próxima a la costa, en las pendientes del sureste, protegida así de los vientos marinos y con una mayor insolación. Se cultiva sobre pendientes escarpadas, no siempre en terrazas, donde las vides son guiadas con alambres o "flotan" sobre pilares de tierra. La base del suelo es de arcilla sobre la que se asienta una capa de arenisca. La altitud oscila entre casi el nivel del mar hasta los 100 metros. Las precipitaciones alcanzan los 1.600 mm de media anual y las temperaturas oscilan entre los 2ºC de mínima en invierno y los 35ºC de máxima en verano.

Aquí se produce el famoso Txacolí de Getaria, con las variedades Hondarribi Zuri, que supone el 85-90% de la producción, y Hondarribi Beltza que supone el 15-10% restante. Es un vino blanco, joven y afrutado de color amarillo pajizo con aromas frutales, de grado medio 10.5 y de una leve acidez característica.

Durante los siglos XVI y XVII el viñedo se desarrolla y por lo menos desde 1509 funciona en San Sebastián un gremio de podadores de vides (Podavines) compuesto por unos 400 hombres. Es en el siglo XVIII cuando se llega al momento de mayor proteccionismo local, no tanto para favorecer al viticultor como para proteger a la provincia de la derrama que suponía el tener que pagar el vino introducido en Gipuzkoa

A pesar de este proteccionismo, los viñedos de la parte oriental de Gipuzkoa van desapareciendo y, ya en el siglo XIX únicamente se mantienen pujantes los viñedos de Zarautz, Getaria, Zuamai, Deba y Mutriku, con unas 250 has.

Es a finales del siglo XIX cuando se produce la gran crisis del viñedo de Txakoli por distintas causas: paulatina abolición de las leyes proteccionistas, entrada de vinos foráneos y aparición de sucesivas plagas y enfermedades como la Filoxera y el Mildiu.

El siglo XX marca la supervivencia y así se llega a la década de los 80 con sólo 21 hectáreas de viñedo (Catastro INDO 1982) de las que 3 se localizaban en Zarautz y el resto en Getaria. Viñedos de pequeño tamaño gestionados por unos pocos viticultores Todos ellos unidos inician un trabajo de renovación del sector, tanto en viñedos como en bodegas, de cara a conseguir el reconocimiento de la Denominación de Origen que, finalmente se logra en 1989.

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...