LLAMANOS 34 91 535 89 90

Bodega Terras Gauda

Para comenzar este blog, quería que la primera bodega en mostraros tuviese algo especial para mí.

De bodegas con la bruja Viri | 2016-09-13 12:06:36


 
BODEGA TERRAS GAUDA
O ROSAL-PONTEVEDRA
 
Uno de los primeros vinos que caté en mis inicios en el apasionante mundo del vino y que me sorprendió es el albariño Terras Gauda.
 
Cuando lo probé, descubrí los aromas a fruta blanca con toques florales y en cambio, en boca me parecía fresco e incluso con algún toque a caramelo líquido.
 
Estas sensaciones tan diversas, provocaron que despertara en mí la curiosidad en el mundo del vino. Saber la forma de elaboración, el cuidado de esas cepas, etc.
 
Por ello, quiero empezar con la bodega Terras Gaudas situada en la zona O Rosal de Pontevedra.
 
En el precioso valle O Rosal, en la desembocadura del Miño y en la carretera que une los pueblos de obligada visita Tui y A Guarda, se encuentra una de las bodegas más bonitas de la Denominación de Origen Rías Baixas, la bodega Terras Gauda.
 
 
 
 
Al llegar, desde la carretera ya se divisan los viñedos en cordón, con hectáreas y hectáreas de cepas alrededor de la bodega, que crean un paisaje espectacular.
 
La mayor parte de viñedos es de uva albariño y en menor proporción loureiro y caíño blanco. El caíño blanco, una variedad casi extinguida, es una uva muy delicada y sensible que requiere intervenciones manuales y meticulosas en la viña para que su calidad sea óptima. Estos son practicamente los únicos viñedos que existen en el mundo de esta variedad (con ella elaboran el fantástico vino La Mar).
 
El terreno es de pizarra, por lo que, plantar las cepas supuso un árduo trabajo. Teniendo que utilizar en muchos casos un percutor para ahondar en el terreno. Esto da a sus vinos tanto en nariz como en boca unos matices diferentes a cualquier vino de las zonas colindantes.
 

 

Pablo, el responsable de los viñedos, me muestra la finca y observo el gran trabajo que se realiza en la finca. Utilizan el riego por goteo para dotar al terreno de humedad y aporte de minerales.

Sorprende sobre todo la viña de uva caíño blanco por el tipo de planta y el terreno tan escarpado en el que se encuentra. Al ser una uva tan delicada, el cuidado diario, la poda y la vendimia debe ser realizado por personal muy especializado, unos llevan a cabo la labor y otros van controlando que se realice de la forma más apropiada. La poda y la vendimia se realizan manualmente, pese al difícil terreno.

 

 

Ana Oliveira, enóloga de la bodega, me explica la elaboración tan cuidadosa que llevan a cabo con sus vinos: cada tipo de uva se vendimia y fermenta por separado y en el momento óptimo de cada una de ellas. Una vez que se han despalillado, realizan en los depositos especiales la maceración en frio del mosto y sus hollejos durante un tiempo entre 3 y 6 horas, dependiendo del tipo de uva.

Para la fermentacion, utilizan sus propias levaduras patentadas y seleccionadas de su propio viñedo, con esto consiguen que su vino siempre tenga la misma calidad en todas las añadas.

Terras Gauda es de las pocas bodegas que elabora albariño en barrica con su vino Terras Gauda Etiqueta Negra, que tiene el 70% albariño y el resto loureiro y caíño blanco. Han conseguido un vino con un carácter muy frutal y toques ahumados procedentes de la madera.
 


En su laboratorio de I+D+i tienen identificado los clones que mejor se adaptan a las características tanto climatológicas como agronómicas de la zona. Con estos clones, la bodega selecciona los mejores injertos para cada zona de la finca.

 

 

Sus vinos:

Abadia de San Campio: intensos aromas a pera, fruta blanca y leves cítricos.

Terras Gauda: sabor afrutado junto a su fresca acidez ofrece un intenso final.

Terras Gauda Etiqueta Negra: se aprecia su fermentación en barrica dando sensaciones de fruta madura y tostados.

Y especial mención a Terras Gauda La Mar. Se notan las particularidades de la uva caíño blanco donde despliega un abanico de sabores en los que sobresalen los tropicales.

 

                                                         

 

Como curiosidad, en la finca se cultiva el fruto mirabel. Es un fruto parecido a la ciruela y autóctono de la zona O Rosal, único sitio donde se cultiva en España. Se recolecta a principios de julio y es un fruto tan delicado y de tan corta vida que su producción se dedica a conserva.
 

 

Muchas gracias a Terras Gauda por su amable acogida y en especial a Pablo y Ana, grandes profesionales de la bodega, por su atención y sus acertadas explicaciones. Una bodega que merece ser visitada no solo por su viñedo sino también por el entorno en el que se encuentra y los vinos que elabora.
 

 

                

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...