LLAMANOS 34 91 535 89 90

La uva moscatel de grano menudo, insignia de los vinos blancos de Mallorca

Es una variedad puramente mediterránea muy común en todo el Levante español, Aragón, Castilla y León. Hay quien asegura que pudiera ser la más antigua.

Producción de Vino | 2014-10-29 13:15:13


El moscatel de grano menudo está considerado una de las más antiguas variedades de uva que aún existen. Los ampelógrafos han identificado la uva con la uva Anathelicon moschaton que usaron los griegos y las vides Apiane plantadas por los romanos (así llamada debido a la querencia que tienen los insecots, particularmente las abejas -en latín, apis-, por devorar la carne de las bayas). Fue probablemente introducido primero en Francia por los griegos a través del puerto comercial de Marsella y más tarde se extendió por la región romana de la Narbonense en la conquista de la Galia. Fue la principal exportación de Frontignan en tiempos de Carlomagno y las plantaciones están documentadas en Alemania en el siglo XII.

En Mallorca es una de las variedades blancas más presentes en la elaboración de vinos blancos. Está reconocida, tanto en la DO Binissalem como en la DO Plà i  Llevant. En la DO Binissalem, se utiliza para la elaboración de vinos blancos que  salen al mercado bajo su amparo y que deben estar elaborados con un mínimo  de 50% de Prensal blanc o un 50% de Moscatel, lo que nos muestra el grado de importancia que esta variedad blanca tiene junto a la Prensal blanc o Moll.

Posee un escaso desarrollo, resultado de ser sensible al oídio y a las heladas por su temprana brotación. Sus racimos son pequeños, y al llegar la maduración, a finales de agosto, comienza a pasificarse fácilmente. Presenta poco peso en los racimos compactos, a veces corridos, de baja producción y con tendencia a la vecería. Prefiere suelos sueltos, bien drenados y frescos. Se adapta mejor a podas cortas, tiene poco porte y la cepa envejece con facilidad.

Esta variedad nos aporta vinos muy aromáticos, en los que fácilmente puede aparecer un color amarillo dorado, en general se detecta una buena carga de alcohol. En casi todos los lugares donde está presente nos brinda la posibilidad de elaborar vinos dulces o secos, mistelas o vinos de licor. Con frecuencia se pueden pasificar, ofrece escasas producciones y bajos rendimientos en el prensado.

Los vinos resultan licorosos, glicéricos y con muchos terpenos y, si son muy secos, con un final amargo y secante.

Los vinos tradicionales se fermentaban con los hollejos como si fuesen vinos tintos, para dar estructura y taninos al conjunto.

En general da vinos aromáticos de gran calidad, muy terpenos, dotados de sutiles perfumes de miel y azahar, de cítricos como la naranja o mandarina y de rosa y frutas maduras.

Entre los maridajes recomendados, nos decantamos por platos de postre, de gran variedad y riqueza en las Islas Baleares.

Lo podríamos tomar con las deliciosas y famosas “Ensaimadas”de Mallorca, o acompañando del no menos famoso postre ibicenco “Flaó”. Con algo más tradicional como un “Flan de limón y canela” . O con algo más atrevido y sofisticado como una “Manzana con sobrasada y laurel” o también un “Parfit de fruta de la pasión com mousse de chocolate blanco, frutas frescas y coco” Aunque personalmente creo que uno de los mejores acompañamientos es el tradicional postre de “Gató amb gelat”.

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...