LLAMANOS 34 91 535 89 90

Las diez reglas de la cata de vino.

Es un hecho notorio que las catas de vino entrañan ciertos misterios a muchos de los que se aventuran a participar en éstas. Sin lugar a dudas, el vino, es una bebida que atrae a millones de personas por su relevante carácter socializador y por la gran diversidad de vinos que existen en el Mundo.

Cultura del Vino | 2014-11-02 22:08:15


En el sector del vino es materialmente imposible llegar a degustar todos los vinos que se elaboran en las Bodegas nacionales y extranjeras. El vino como ser vivo que es varía de sabor y aromas de una añada a otra...sin duda su crianza, y la mejora de su calidad con el tiempo que permanece en barrica hace del vino un producto único a nivel mundial.

A la hora de apuntarnos a una cata de vino, hemos de tener presentes una serie de reglas que nos ayudaran a disfrutar ésta. A modo de guía queremos mostrar las siguientes:

1.- Respecto a la elección de la cata de vino: En CatadelVino.com contamos con un Buscador Nacional de catas de vino que servirá de ayuda para conocer el contenido y la descripción de la cata publicitada y lo que ésta incluye. La mayoría de las catas de vino que se organizan suelen ser de iniciación ya que el sumiller que ofrece la explicación desconoce a priori el nivel de formación con el que cuentan los asistentes. Aunque, como regla general, esto es así... es importante solicitar esta información a la Bodega o Vinoteca organizadora antes de inscribirnos para que nuestro nivel coinicida con el de la cata que se va a celebrar.

2.- En cuanto a nuestro nivel formativo en el sector del vino: Muchas de las catas de vino que se organizan suelen ser temáticas. Suelen tratar sobre vinos procedentes de una determinada uva como es por ejemplo la tempranillo, la garnacha, la macabeo... o sobre vinos que pertenecen a una determinada Denominación de Origen como por ejemplo Rioja, Ribera del Duero, Rueda, etc. En www.catadelvino.com contamos en la parte superior derecha con un buscador de contenidos que ayudará a localizar información didáctica sobre el tema que va a tratar la cata de vino. De esta forma, disfrutaremos en mayor medida la explicación del sumiller, ya que nuestra conexión con el contenido de la explicación será mayor que en el caso de acudir a la cata de vino con un conocimiento nulo sobre la materia.

3.- Respecto al analisis sensorial del vino y nuestra predisposición personal: La cata de vino consiste en poner en alerta todos nuestros sentidos: vista, olfato y gusto. En cuanto a nuestro olfato, es importante que antes de acudir no nos aseémos con perfumes o desodorantes de olores fuertes ya que influirán en el momento de oler la copa de vino impidiéndo recoger con exactitud todos esos aromas. En cuanto al gusto, henos de decir que el tabáco y las comidas fuertes también influirán a la hora de que lengua y paladar nos transmitan al cerebro los aromas que posee y nos quiere transmitir el vino.

4.- En cuanto al orden de los vinos que vayamos a degustar: Es importante empezar primeramente por los vinos blancos, poteriormente por los rosados y finalmente por los tintos. Dentro de estos tres tipos de vino es preferible iniciar la cata por los vinos jovenes, antes que los reservas y los gran reserva. La explicación es sencilla: En la fase gustativa los aromas de los vinos tintos son más intensos que el de los vinos blancos, y lo mismo sucede en los vinos con crianza sobre los vinos jovenes.

Por tanto, y a modo de resumen el orden lógico de presentación y servicio de los vinos, es el siguiente:

- De los más ligeros a los más duros.
- De los más débiles a los más alcohólicos.
- De los más secos a los más dulces.

En general:
- Primero los blancos y después los tintos.
- Dentro de cada tipo, primero los jóvenes y después los viejos.
- Los vinos dulces siempre al final. 

5.- Respecto a cómo ha de ser la temperatura del vino para una mejor percepción de los aromas:

Vinos jóvenes: Mejor a temperatura baja.
Vinos viejos o con crianza: Mejor a temperatura templada.

6.- En cuánto a cómo ha de ser la temperatura del vino para una mejor percepción de los gustos:

• Vino Dulce: Se potencia a alta temperatura.
• Vino Salado y amargo: Se potencian a temperaturas bajas
• Vino Ácido:
- Desagradable a 18º C
- Aceptable a 16º C
- Agradable a los 10º C    

7.- Respecto a cuál ha de ser la temperatura de consumo de los diferentes tipos de vino:

- Blancos semisecos: 4-6ºC
- Blancos secos: 8-10ºC
- Blancos crianza: 10-12ºC
- Rosados 10-14ºC
- Tintos jóvenes 14-16ºC
Tintos crianza, Tintos reserva y
Tintos gran reserva16-18ºC

8.- En cuanto a cómo ha de ser la copa con la que vamos a degustar el vino:

- Cristal transparente y fino, sin tallas.
- Con pie, para cogerla con comodidad y sin calentar el vino.
- Vaso más estrecho en la parte superior para concentrar los aromas.

9.- En cuanto al llenado de la copa de vino: Es importante rellenar la copa hasta 1/4 de su capacidad para que sea más fácil mover, y percibir sus aromas. El vino nace, evoluciona, y alcanza su plenitud. Al mover la copa podemos descubrir sus aromas primarios, secundarios y terciarios:

- Aromas primarios: se desprenden de la superficie del vino y aumentan si lo agitamos, este tipo de aroma esta producido por la variedad de vid y por el terreno. Se obtienen vía nasal.

- Aromas secundarios: se desprenden al contacto con la lengua y al agitarlo con la boca, ya que aumenta la temperatura del vino, por lo tanto se obtienen vía retronasal, son producidos por el tipo de fermentación.

- Aromas terciarios: al igual que los secundarios se obtienen por vía retronasal y son producidos por la maduración y crianza del vino, ya sea en barrica o en botella.

10.- Respecto a las sensaciones y aromas que nos transmite el vino:

- En la fase visual hemos de tener en cuenta que el aspecto del vino puede delatar su juventud, madurez, decrepitud, limpieza, la clase de uva e incluso si es o no ácido. La vista, aunque no engañe, tampoco debe ser decisiva en la elección o calificación del vino, si no va acompañada de las pruebas olfativa y gustativa.

Con el sentido de la vista se observa la fluidez del vino, su densidad, la aguja, la baja o elevada graduación alcohólica y la glicerina en el lagrimeo de la copa. Se llama disco a la superficie del vino en la copa, y lágrima, ventanas o incluso piernas, al rastro que el vino deja, cuando lo removemos, en sus paredes.

- En la fase olfativa hemos de señalar que el olfato puede llegar apercibir hasta 10.000 aromas por las fosas nasales.
Existen dos accesos:
- Directo
- Indirecto o también llamado vía retronasal

Los aromas que primero notamos son:
- Primarios: son los propios de la uva (fruta)
- Secundarios: producidos por los cambios mecánicos y químicos durante la fermentación (bodega)
- Terciarios: intercambios entre el vino y la madera

- En la fase gustativa, es importante tener en cuenta que el gusto es el sentido que menos sensaciones produce. Las papilas gustativas registran información únicamente sobre los cuatro sabores básicos, el dulce (que estimula las papilas situadas en la parte anterior de la lengua), el ácido (en los laterales de la lengua), el salado (en la zona central) y el amargo (en el fondo de la lengua). Se recomienda saborear el vino en la boca unos segundos antes de tragarlo para ver que sabores nos transmite la lengua.

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...