LLAMANOS 34 91 535 89 90

Los productores de vino continúan defendiendo la propiedad intelectual frente a los dominios .wine y .vin

En una reunión celebrada en Junio en Londres, doce eurodiputados pidieron a comisarios de agricultura y mercado interior que se garantizase que los dominios .wine .vin se mantengan solo para denominaciones de origen o vinos con indicaciones geográficas protegidas.

Actualidad | 2014-09-10 17:57:39


Los Gobiernos representados en el GAC (Comité de Asesoramiento Gubernamental que asesora y establece recomendaciones a ICANN para el ejercicio de sus funciones) no alcanzaron una posición de consenso sobre el proceso de delegación de los primeros dominios relativos al mundo del vino, “.wine” y “.vin”, proceso que está en suspenso desde el pasado año, al carecer de las garantías suficientes de protección de derechos de propiedad intelectual de las indicaciones geográficas (I.G.)/denominaciones de origen (D.O.). La petición expresa y que viene sosteniéndose desde hace meses por parte de las delegaciones de la UE de dejar nuevamente en suspenso la delegación de estos dominios al no haber avance alguno sobre las garantías de protección para las I.G./D.O. no fue tenida en cuenta, por lo que en estos momentos ICANN no tiene obstáculo para proceder a la delegación de los dominios, desafiando la legislación nacional e internacional.

Ante este posible desafío, tanto la Federación Europea de Vinos con Denominación de Origen (EFOW), como la Conferencia Española de Consejos Reguladores Vitivinícolas (CECRV), mantienen su determinación de seguir luchando para defender los derechos de propiedad intelectual de las D.O., a pesar de su decepción con los resultados de la 50ª sesión de ICANN en Londres. Lamentablemente, en este proceso de decisión parecen prevalecer intereses que no son precisamente los de los productores y los consumidores. Por ello, ambas organizaciones promoverán acciones destinadas a alertar de las graves consecuencias que puede tener este al actual proceso de delegación (fraude a los consumidores, depreciación del prestigio de las denominaciones de origen e indicaciones geográficas, usurpación de notoriedad…) en caso de que finalmente los dominios sean delegados en las actuales circunstancias a las empresas candidatas a gestionarlos, esto es, sin garantizar que son los legítimos poseedores de los derechos de propiedad intelectual de los nombres de las I.G. o D.O. los que estén detrás de los nombres de dominios de esas I.G. o D.O. seguidas de un “.wine” o “.vin”.

EFOW y CECRV solicitan a la UE y a España que pongan en marcha todas las medidas necesarias para reforzar la legislación relativa a Internet que permita el bloqueo de los nombres de dominio que sean ilegales. Ambas organizaciones buscarán compromisos con otros sectores que también se ven amenazados por la apropiación indebida de los dominios genéricos de máximo nivel para llevar a cabo acciones que permitan cambiar algunas de las normas por las que se rige el actual modelo de gobernanza de Internet, de tal manera que éste permita una mejor y mayor defensa de la diversidad cultural. EFOW y CECRV consideran que la Presidencia Italiana de la UE, que se inicia mañana, debe afrontar este asunto y proporcionar respuestas rápidas y prácticas.

Y es que la gran movilización de las delegaciones de la UE no fue suficiente. Los Gobiernos representados en el GAC no lograron un consenso a favor de mantener la suspensión del procedimiento de delegación de dominios hasta que se incorporen a él las debidas garantías de protección de las I.G. y las D.O. ICANN, pues, podría delegar los dominios “.wine” y “.vin” y las compañías candidatas a gestionarlos y concederlos pueden subastarlos libremente entre quienes los soliciten, incluyendo aquellos que consistan o contengan los nombres de una I.G./D.O. vitivinícola aunque no sea la propia D.O. o I.G. quien lo solicite. La incapacidad de los gobiernos para alcanzar un acuerdo podría permitir pues un fenómeno que derive en fraude al consumidor, usurpación de notoriedad, falsificación y ciberocupación. El Presidente de EFOW, Riccardo Ricci Curbastro, ha declarado que EFOW “reprueba esta situación. No es normal que una organización supuestamente técnica [en alusión a ICANN] pueda aplicar reglas diferentes sobre Internet a aquellas que decidan los Estados soberanos. Dando a entender que el concepto de indicación geográfica o denominación de origen no es más que una mercancía y que los nombres de las mismas pueden ser usados por cualquiera para vender cualquier producto, ICANN está tomando parte en actuales negociaciones internacionales, lo que viene a ser una evidencia más de su falta de independencia y una señal negativa para las negociaciones trasatlánticas entre la UE y los EE.UU.” 

A pesar de todo, los productores seguirán luchando por lograr una mayor protección de las I.G./D.O. EFOW y sus organizaciones miembro, entre ellas CECRV, contactarán con otras organizaciones agrícolas y vitivinícolas europeas y de otras partes del mundo para llevar a cabo, de forma coordinada, acciones destinadas a garantizar que los dominios “.wine” y “.vin” respeten la legislación internacional. El Presidente de EFOW anuncia acciones generalizadas a tal fin: “Descubrimos cada día que no somos los únicos que estamos preocupados por la falta de normas en Internet. Algunos productores de café, cuyo know-how está bien asentado en todo el mundo y cuyas normas de producción están claramente definidas, tienen toda la razón en comenzar a estar preocupados por la protección de los nombres de sus productos (“.coffee”). El “.food” será otro nombre de dominio sobre el que los productos agro-alimentarios tendrán que prestar atención. También cabe mencionar la apropiación de nombres genéricos de dominio como “.voyage” o “.house” por parte de la industria de los nombres de dominio. Apelamos a todos estos sectores que se sientan afectados a unirse y a actuar conjuntamente con nosotros para lograr que nuestros gobiernos lleven a cabo una reforma del modelo de gobernanza de Internet que asegure el desarrollo del comercio, preserve la diversidad agroalimentaria y cultural y mantenga las condiciones para una competencia justa”.

EFOW y CECRV piden también a la Presidencia Italiana de la UE abordar este asunto y actuar rápidamente: “la UE y sus miembros deben trabajar conjuntamente para proteger con firmeza nuestras denominaciones e indicaciones, amenazadas por la política adoptada por un ente privado como ICANN. Internet debe respetar nuestra herencia viva e ICANN no puede garantizar por sí misma el derecho a venderla al mejor postor. El futuro del sector de los productos agroalimentarios de calidad europeos está en juego”, afirma el Presidente de EFOW.

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...