LLAMANOS 34 91 535 89 90

Madrid y sus factores geográficos para la elaboración de vino.

Madrid tiene buena geografía para la elaboración del vino, la orografía y el clima hace que tenga tres subzonas diferenciadas donde se desarrolla la viticultura.

Cata de Vino | 2017-01-12 09:40:26


La provincia de Madrid está delimitada en su lado Norte y Oeste por el Sistema Central español, una gran afloración granítica que se eleva hasta los 2.400 m. de altitud y que es el  corte  vertical  que  separa  Madrid  de  Castilla-León.  Por  el  lado  Este  nos  encontramos  con la “Alcarria”, meseta de cierta altitud (en torno á 700 m) de baja o nula fertilidad y de clima severo, que hace de separación natural con la meseta Castellano-Manchega.  Por el sur, el río Tajo marca la frontera natural de la provincia.

Madrid está surcada por seis vías fluviales principales de la vertiente del Tajo, atravesando la provincia de norte a sur: el  Alberche,  el  Guadarrama,  el  Manzanares,  el  Jarama,  el Henares  y  el  Tajuña,  marcando  las  zonas  de  aclimatación  del  viñedo  en  el  centro geodésico  de  la  península  ibérica.  La  subzona  de  San  Martín  de  Valdeiglesias,  entre  el sistema  central  y  el  río  Alberche,  la  subzona  de  Navalcarnero,  entre  el  río  Alberche  y el río  Guadarrama  y  la subzona  de  Arganda  entre  este  último  y  el  Tajo,  conteniendo  los tres  últimos  afluentes  mencionados.

Los suelos y el clima del viñedo   madrileño vendrán determinados  por  estas circunstancias del medio físico:

En  la subzona Arganda, predominan las formaciones sedimentarias, con altos contenidos  en  caliza  (carbonatos),  así  como  áreas  de  margas  yesíferas,  sosteniendo pHs básicos (entre 7,5 y 8,5). Aquí se encuentran los suelos más fuertes, normalmente con textura franca o franco-arcillosa. Dentro de esta subzona, el viñedo se ubica en tres unidades orográficas  concretas:  en  las  vegas  y  llanuras  aluviales  de  los  ríos  que  la  surcan (Jarama,  Tajuña  y  Tajo,  así  como  de  sus  tributarios);  en  terrazas  (rañas)  y  laderas formadas por la erosión de dichos ríos; y en zonas de páramo, elevaciones más o menos llanas en los territorios  comprendidos entre los ríos.

Los  suelos  de  la  subzona  Navalcarnero  también  son  sedimentarios,  vinculados  a  la acción  del  río  Guadarrama,  aunque  su  naturaleza  es  bien  distinta,  pues  son  de  origen silíceo.  La  textura  franco  arenosa  es  la  más  común  en  esta  subzona,  con  pH  ácidos  ó próximos  a  la  neutralidad  (entre  5,5  y  7,5). El  viñedo  aquí  se  sitúa  en  campiñas  y  en áreas de vega.

Los   suelos   de   La   subzona   de   San   Martín   de   Valdeiglesias  están íntimamente relacionados  con  la  geología  del  Sistema  Central,  eminentemente  granítica,  donde  también  aparecen  gneises  y  rocas  filonianas.  El  viñedo  se  asienta  en  laderas  y  piedemontes  de  las  inmediaciones del  sector  más  oriental  de  la  Sierra  de  Gredos,  así  como en las llanuras aluviales del río Alberche. Al igual que la subzona de Navalcarnero, los pH son ácidos o neutros (entre 5,5 y 7,5), con ausencia total de carbonatos y con una textura franco-arenosa predominante.

La altitud de los viñedos acogidos a la Denominación de Origen está comprendida entre 480 y 1.000 metros sobre el nivel del mar. Las cotas más bajas se encuentran en  zonas de  vega  (Aldea  del  Fresno,  Aranjuez,  Titulcia  y  Villa  del  Prado),  mientras  que  las  más  altas  están  vinculadas  a  las  zonas  de  la  Sierra  (Cenicientos,  Rozas  de  Puerto  Real  y  Cadalso de los Vidrios).

Las  condiciones  climáticas  en  el  área  comprendida  por  la  Denominación  de  Origen    se  corresponden  con  las  propias  de  un  clima  mediterráneo  continental.  Dentro  de  esta  caracterización, cada una de las subzonas tiene un comportamiento climático propio. En cuanto al régimen de precipitaciones, San Martín es la subzona más lluviosa, debido a la influencia  de  la  Sierra,  con  una  precipitación  media  anual  de  658  mm,  seguida  de  Navalcarnero, con 529 mm y la más seca Arganda, con 461 mm. En cuanto al régimen de  temperaturas,  la subzona  que  presenta  valores  máximos  y  mínimos  absolutos  más  extremos es Arganda, por la influencia de las vegas, oscilando desde 40ºC  hasta -17 ºC.

Comparando  las  temperaturas  medias  mensuales  registradas  en  las  tres  subzonas  se  observan  pocas  diferencias.  El  número  de  horas  de  sol  que  se  reciben  en  la  zona  de  producción oscila entre 2.300 y 2.800 horas.

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...