LLAMANOS 34 91 535 89 90

¿Sabías que España protege sus paisajes y patrimonios vitivinícolas?.

España tiene un gran legado vitivinícola tanto en paisaje, viñedos como en construcciones e instalaciones ligadas a esta actividad. La protección del patrimonio vitivinícola s un hecho.

Cultura del Vino | 2017-02-01 10:32:28


Las bodegas más antiguas y los equipamientos más emblemáticos, incluyendo también la formación de gran parte del paisaje de viñedos, tienen su etapa de esplendor en las últimas décadas del siglo XIX y primer tercio del siglo XX en España.

La protección del legado industrial así como de los paisajes vinculados al vino es una necesidad generalizada sobre todo en europa, donde la cultura del vino ha formado y forma parte de nuestro legado histórico y cultural.

Destaca la iniciativa de la UNESCO que bajo la denominación de ‘patrimonio cultural’ patrocina los paisajes de las zonas vitivinícolas más emblemáticas. Desde 1994, el Comité del Patrimonio Mundial de la UNESCO incorpora el paisaje dentro de un concepto de patrimonio más integrador, que abarca conjuntos más complejos y ha hecho posible que los ‘paisajes culturales’ formen parte de la tradicional nominación de Bienes Culturales.

Las áreas vitivinícolas especializadas y de mayor trayectoria histórica en España constituyen en la actualidad uno de los ámbitos de actuación institucional para el despliegue de acciones de protección y conservación patrimonial. La formación de paisajes de viñedos, centenarios en muchos casos, y la construcción de bodegas, lagares y edificaciones de diferentes tipologías arquitectónicas y tecnológicas en el curso de los últimos siglos, conforman auténticos itinerarios de la cultura del vino y de la arqueología industrial vinícola.

Su puesta en valor ha sido reconocida por la sociedad, que demanda un mayor conocimiento sobre dichas manifestaciones, instalaciones y paisaje. El enoturismo ha contribuido en gran parte a alimentar el atractivo de estas regiones vitivinícolas y a la concienciación de conservarlas.

Así van surgiendo ejemplos como el de Cataluña, que desde junio de 2005 posee una “Ley de protección, gestión y ordenación del paisaje”, que recaba la atención de los cosecheros y productores de vino del Penedés. También la Rioja, por citar a otra de las grandes regiones vitivinícolas, tiene la Ley del Patrimonio Histórico aprobada en 2004  y cita expresamente el caso del “paisaje del viñedo, como parte de la cultura tradicional riojana”, y “entre los bienes inmuebles destaca la defensa de las construcciones de bodegas.

La protección del patrimonio, ya constituye en sí mismo una ventaja cultural, sin embargo también ha dado pie a un desarrollo basado en un tipo de turismo que prolifera en los últimos años, vinculado a potenciar el lado cultural y natural de los entornos vitivinícolas

Las visitas a bodegas y viñedos, con la degustación de sus vinos y de la gastronomía de las zonas, es hoy uno de los reclamos turísticos con mayor potencial de crecimiento y forma parte del emergente turismo cultural.

 

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...