LLAMANOS 34 91 535 89 90

Un destino en España para brindar con Monastrell.

La Ruta del Vino de Yecla es un modo de descubrir, a través de la cultura del vino, el municipio y sus recursos turísticos. Vivir experiencias únicas, contribuir a la conservación de la tradición vitivinícola y favorecer el respeto por los valores históricos y medioambientales de esta tierra. ACEVIN.

Rutas del Vino | 2015-04-01 13:20:11


La Ruta del Vino es la excusa perfecta para mostrar al visitante la diversidad cultural que se ha fraguado en Yecla a través de los tiempos: fiestas, tradiciones, viñedos, antiguos lagares y modernas bodegas, catas de vinos, recursos monumentales y naturales, y servicios turísticos como alojamientos, comercios y un sinfín de actividades.

Conocer Yecla es vivir todo un abanico de sensaciones agradables, conectar con sus gentes y adentrarse en la tradición que se respira en sus parajes y rincones, garantizando la satisfacción del visitante. Además, servido a la carta, pues el viajero puede optar por una visita guiada ya establecida o diseñar su propio itinerario y disfrutar de cada recurso a su manera.

6500 hectáreas de viñedos, una variedad única: la Monastrell y una tradición vitícola que hunde sus raíces en tiempos de los fenicios, definen el carácter históricamente riguroso y creativo de las gentes de Yecla que, a lo largo de la historia, han creado vinos que se han abierto paso a la excelencia y el reconocimiento, ocupando hoy su merecido lugar en los mercados más exigentes y vanguardistas.

Estos vinos han evolucionado hacia matices más equilibrados y elegantes sin perder la frutosidad y frescura típicas de nuestra variedad reina, con una complejidad aromática a la altura de su calidad.

Saborear los vinos de la Denominación de Origen Yecla es una experiencia que nos transporta al origen de esta tierra y se entiende mejor cuando se marida con la gastronomía yeclana, otra tentación que el visitante no puede pasar por alto: Un elegante Macabeo para acompañar las suculentas tapas de nuestros bares de vinos. O un rico e intenso tinto Monastrell para realzar los típicos Gazpachos Yeclanos en cualquiera de los acogedores restaurantes.

Más de 30 establecimientos forman la Ruta del Vino de Yecla. Entre ellos, bodegas, alojamientos, restaurantes, comercios, ocio temático, bares de vinos, agencias de viajes y puntos de información, que ofrecen al visitante experiencias de calidad: visitas a bodegas, fiestas gastronómicas, catas, cursos de enología, el merecido descanso y otros eventos y servicios relacionados con la cultura del vino.

La Ruta del Vino de Yecla es para el visitante una fórmula diferente de vivir sensaciones únicas que transportan al origen del vino en Yecla. Es la excusa perfecta para descubrir, no sólo la forma de entender su viticultura y elaboración de vinos, sino conocer además, toda su riqueza histórica y arqueológica, los silenciosos y serenos espacios naturales; el patrimonio cultural y artístico en unrecorrido por las casas palaciegas, iglesias monumentales, edificios que han sido testigos del devenir de un pueblo y su evolución… y sobre todo, una gastronomía tradicional y vanguardista a la vez, que sacia con deleite el más exigente paladar.

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...