LLAMANOS 34 91 535 89 90

Uruguay y su potencial vitivinícola.

Uruguay es un país de tradición vitícola. Sin embargo, el desarrollo de su viñedo es relativamente reciente.

Cultura del Vino | 2016-07-22 12:28:05


La viticultura uruguaya comenzó en la segunda década del siglo XIX, con la constitución del Estado Oriental del Uruguay. A finales del S. XIX, el viñedo uruguayo había logrado extenderse sobre 1.000 hectáreas pero fue diezmado por la plaga de la Filoxera, que exterminó también los viñedos franceses y españoles.

Posteriormente, entre finales del siglo XIX y principios del XX se fundaron las bodegas más importantes. En la actualidad el viñedo uruguayo cuenta con unas 10.000 hectáreas distribuidas entre las regiones de Canelones, Montevideo y San José, Colonia, Soriano, Río Negro, Artigas, Salto, Paysandrú, Rivera, Tacuarembó, Durazno, Florida, Maldonado y Lavalleja.

La totalidad del país está situada en una zona subtropical y la mayor parte de su territorio es apto para el cultivo de la vid, que se realiza en cerca de 4.500 explotaciones, casi todas de pequeñas dimensiones. Según datos proporcionados por la Facultad de Agronomía de la Universidad de la República (Montevideo), la producción total de vinos en 2003 ascendió a 90 millones de litros.

La viticultura constituye una importante fuente de ocupación para la población uruguaya y es, por lo tanto, muy relevante desde el punto de vista económico. Actualmente, representa más del 14% de la producción agrícola nacional y ocupa a 50.000 personas.

Una de sus particularidades radica en que destina a consumo interno más del 90% del vino producido anualmente. No obstante, año tras año se incrementa la producción de vinos de alta gama que tienen como destino el mercado exterior, como resultado de la aplicación exitosa de planes para mejorar la excelencia de sus viñedos y para dar a conocer al mundo sus exquisitos vinos. 

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...