La filosofía purista de la bodega Lidio Carraro en Brasil.


Publicado el 04 de Agosto de 2021


La filosofía purista de la bodega Lidio Carraro en Brasil.

Tuve una excelente charla con Patricia Carraro, que es una de las propietarias de la bodega Lidio Carraro. Ella me hizo entender porque nuestra especie contempla con tanta simpatía una ánfora de cerámica, o porque amamos tanto un epicentro donde una llama flamea, experiencias visuales que tienen una empatía directa con el vino.

Autor: Guillermo Cesar Gómez


Historia familiar

Una familia dedicada al universo del vino en Brasil desde hace más de cinco generaciones.

En 1875 llegaron a Brasil los primeros inmigrantes italianos de la región del Véneto y, entre ellos, la familia Carraro, que se instaló en Bento Gonçalves, en Rio Grande do Sul. El principal negocio de la familia siempre ha sido el cultivo de la uva y tradicionalmente producía un modesto volumen de vinos para consumo propio.

En los años 70, Lidio Carraro se destacó como uno de los líderes de la región en la implantación de la vinífera vitis en la Serra Gaúcha, siendo uno de los pioneros en el cultivo de la variedad Merlot. Este varietal es el que tiene más condiciones en Brasil para tornarse una marca del país, como los es el Malbec en la Argentina, y el Tannat en Uruguay.

Aún en la década de los 90, luego de su pasantía en una bodega en el curso de Ingeniería de Alimentos, Juliano Carraro ingresa a la facultad de enología y su deseo de elaborar vinos entusiasmó a toda la familia, incluido su hermano menor, Giovanni Carraro, quien años después también se graduó como un enólogo y actualmente responsable de los vinos Purista en la bodega familiar.

En 1998, después de varios estudios, Lidio convirtió siete hectáreas en el Vale dos Vinhedos en uvas de excelente calidad y comenzó a crear su propia bodega.

En 2001, se fundó la Bodega Lidio Carraro y la familia adquirió 200 hectáreas en Encruzilhada do Sul, en la Serra Sureste de Rio Grande do Sul.

La región se convertiría luego en un gran polo vitivinícola brasileño. Los viñedos de Vale dos Vinhedos inician sus primeras producciones en 2002 y de la vendimia nacen los primeros vinos con la marca Lidio Carraro, que llegan al mercado en 2004.

Poco tiempo después, la bodega ganó una selección para representar el vino brasileño en las góndolas de la DutyFree de los aeropuertos internacionales, convirtiéndose en el primer productor brasileño en hacerlo.

Con esta puerta abierta al mundo, Lidio Carraro comienza a recibir pedidos internacionales y comienza aexportar en 2005. Desde entonces, ha llegado el reconocimiento de todo el mundo y la bodega se ha convertido en un referente en los vinos de más alta calidad de Brasil y con su propia calidad e identidad, representando al país en algunos de los hechos más importantes de la historia de las últimas dos décadas.


 Publicidad 


La filosofía purista de Patricia Carraro

La cosmovisión de Patricia apunta al rescate de la esencia espiritual del hombre, ella subraya la importancia de nuestra misión en el planeta, y esta manifestación se realiza también a través del vino en el universo.

En la cosmovisión de Patricia explica cómo el fuego consumidor que viene de Dios, exalta en los corazones, se funde en la familia nuclear para recibir en todos la Gracia Divina.

Es el cuerpo, el alma y el Espíritu Santo del concilio que replican como campanas, es una cadena de renaceres en el vino nuevo.

El entusiasmo de Patricia se podría sintetizar por analogía al de Hoffman, el crítico al escuchar por vez primera la sinfonía número 5 en Do menor de Opus 67 de Ludwig van Beethoven escribió : Luces radiantes son lanzadas hacia la profunda noche de esta zona, y entonces advertimos en las sombras gigantescas que, oscilando hacia adelante y hacia atrás, se acercan hacia nosotros y destruyen todo lo que hay dentro de nosotros excepto la angustia del eterno anhelo - un anhelo que en cada placer emerge en sonidos jubilosos.

Patricia encuentra múltiples significados en su misión, acción que precisa de coraje y humildad. Ella en su visión espiritual rescata los elementos esenciales del sentido profundo de la vida; el barro con que fuimos hechos, el agua que lo vitaliza todo y el fuego divino que nos purifica, por fin, el ‘vino nuevo’ que nos llena de alegría y plenitud.

La vida del hombre tuvo una división de aguas con Dios hecho hombre. Él fue quien hizo el milagro de transformar el agua en vino, y este es el mensaje esperanzador de Patricia.

La cerámica ancestral

La bodega Lidio Carraro entiende que la invención de la cerámica es uno de los saltos tecnológicos más innovadores de la prehistoria, el dominio de la arcilla al calor del fuego implicó la transformación física y química de un material plástico. Era un material duro y resistente que sobrevivía a la acción de las llamas, todo ardía menos en la sagrada vasija que contenía el alimento líquido del hombre.

La filosofía purista.

La filosofía purista busca un diálogo perpetuo com la tierra, el água y el fuego, que son elementos que acompañan la historia de la  humanidad desde su origen hasta su destino final, donde el vino asume un protagonismo profundo mientras es símbolo de redención y plenitud. Expresa el rescate de la esencia, no solamente de resignificación del vino, sino también nuestra legítima identidad y propósito vital.

Es un diálogo perpetuo con la energía geotérmica de la tierra y en esta visión destaca su participación ancestral.

La utilización consciente de la transformación química de la arcilla posibilitó la invención de la escritura en las tablillas sumerias, el ladrillo y los recipientes para contener líquidos.


 Publicidad 


La escritura preserva nuestra memoria como especie, el ladrillo alza la guarida del hombre y la ánfora resguarda el vino que torna mágica la existencia del cuerpo.

Como todos saben la palabra puro viene del latín "purus", del griego πυρ (pyr), πυρος (pyros) "fuego".

De ahí que el sentido fundamental y primero lo indique el primitivo sacrificio en el fuego, y es con fuego que se endurecen las tinajas de la bodega Lidio Carraro, además las enormes vasijas están hechas con la misma tierra de los viñedos.

Se debe destacar que la filosofía purista, método exclusivo de la Bodega Lidio Carraro, tiene como finalidad extraer la esencia de la uva en comunión con la naturaleza, principal materia prima de la vida,expresando la integridad del vino.

Con una viticultura de precisión y  principios de mínima intervención en la vinificación, estas técnicas fueron pioneras en Brasil desde el comienzo del proyecto, en 1988.

Además, se respeta la pura expresión de cada variedad y su terruño.

Sanctum Sanctorum del vino

La emblemática bodega hace crecer vinos en ánforas de 500 litros, y no permiten su ingreso a ese Sanctum Sanctorum del vino, para que los visitantes no dejen allí su huella de carbono.

Hay que destacar que en esta bodega se consagra la idea de que tanto el fuego como la cerámica hablan de nuestros modestos orígenes como especie, y es por esta razón que despiertan sentimientos puros y sinceros.

Gracias a la cerámica y el fuego por vez primera en el planeta tierra el hombre pudo elevar el líquido con sus manos, sin que se derramara entre sus dedos.

La magia de la energía geotérmica

En la filosofía de la bodega brasileña se recuerda que nuestra frágil especie descubrió el poder del fuego en las lavas de los volcanes, en los incendios repentinos iniciados por los rayos violentos que caían del cielo.


 Publicidad 


El hombre después de aprender a dominar las llamas flameantes, aprendió a atravesar la noche sin riesgos, esa magia hizo que el resto de los fieras se intimidaran con su presencia, y no desgarraron a nuestra especie en sus primeros pasos frágiles.

La pureza del vino

Sólo se utilizan tanques de acero inoxidable con control de temperatura y tinajas de cerámica  para una línea más exclusiva...

Sin utilizar toneles de robles tostados y sin correcciones enológicas, la bodega, Lidio se destaca por ofrecer una línea de vinos icónicos, dividida en dos segmentos:

- Lidio Carraro Top Premium (líneas Grande Vindima, Singular, Elos y Colección de rarezas)

- Lidio Carraro Premium (líneas Dádivas, Agnus y Faces).

Auténticos, los vinos elaborados por la bodega rescatan el alma del producto en la práctica.

El objetivo es sorprender positivamente a las personas e importarlas a través de experiencias únicas.

 

Vinos puristas.

La calidad diferenciada viene dada por el minucioso mapeo de los viñedos y su gestión técnica por parcelas que permiten identificar el potencial de la uva a partir de la viñedo y ser vinificados por separado, para obtener así el mejor resultado enológico de cada racimo.

El Método Purista es una fusión de conocimiento, técnica, sensibilidad y arte en absoluto equilibrio con la naturaleza.





TOP10 vinos más vendidos en AMAZON


Compartir en RRSS:



×

FILTRAR BÚSQUEDA

CATEGORIAS

FILTRAR BÚSQUEDA

CATEGORIAS

BLOGGERS DEL VINO

NEWSLETTER

Suscríbete a nuestro boletín y mantente informado de todas las últimas noticias del Sector del Vino.


He leído y acepto la política de privacidad

 

Copyright © Cata del Vino | Política de Privacidad | Condiciones de Uso